IQNA

18:35 - August 16, 2019
Noticias ID: 3503661
IQNA - La capacidad defensiva de Irán ha experimentado un avance significativo en los últimos años y el abatimiento del dron espía avanzado de EE.UU. lo evidencia.

Así lo ha afirmado el imam del rezo del viernes de Teherán, capital iraní, el hoyatolislam Kazem Sediqi, en su sermón de este viernes, en que ha recalcado que el desarrollo de la industria defensiva del país persa es uno de los “milagros de la Revolución” Islámica.


“El dron espía súper avanzado de EE.UU. es un modelo muy caro, pero fue derribado con misiles iraníes de segunda y tercera clase. Era posible utilizar un sistema antiaéreo ruso S-300 sin embargo, un misil de fabricación nacional lo abatió”, ha destacado.


La División Aeroespacial del Cuerpo de Guardianes de la Revolución Islámica (CGRI) de Irán derribó el 20 de junio el dron agresor de EE.UU. que atravesaba el espacio aéreo iraní en la provincia meridional de Hormozgan.


Luego, los funcionarios estadounidenses confirmaron que se trataba de dron modelo MQ-4C Triton (un modelo desarrollado por Northrop Grumman RQ-4 Global Hawk) que es considerado un dron espía súper avanzado e imposible de ser detectado o derribado, tras lo cual, surge la pregunta de cómo las fuerzas iraníes pudieron abatirlo.

El imam del rezo del viernes de Teherán ha subrayado también el avance de la capacidad disuasiva del país persa en otros sectores, entre ellos, la fabricación de aviones de combate, aviones no tripulados, submarinos y lanchas rápidas por los especialistas nacionales.

El clérigo se ha referido, además, a los fracasos que el Occidente, encabezado por EE.UU., y sus aliados regionales han sufrido en la región de Oriente Medio, concretamente en Yemen, y ha alzado la voz para señalar que la “victoria eterna pertenece a la resistencia islámica”.


En esta parte de su discurso, el hoyatolislam Kazemi ha explicado cómo la coalición saudí y emiratí ha matado a más de 80 000 niños inocentes en Yemen destruyendo al país más pobre del mundo árabe.

Los enfrentamientos muestran que hay una brecha dentro de la campaña militar saudí que libró una guerra contra el vecino sureño, pese a tener recursos naturales como petróleo, con el propósito de restaurar en el poder al fugitivo expresidente yemení Abdu Rabu Mansur Hadi, un estrecho aliado de Riad que apoya la intervención militar en su país. Sin embargo, tras más de cuatro años de agresión, no han logrado cumplir con la misión, a pesar del apoyo incondicional de EE.UU. y sus aliados.

Nombre:
Correo electrónico:
* Comentarios: